Francia hoy - Los franceses enganchados al boom de las criptomonedas

17:58
 
שתפו
 

Manage episode 287608155 series 1217204
על ידי France Médias Monde and RFI Español התגלה על ידי Player FM והקהילה שלנו - זכויות היוצרים שמורות למפרסם, לא ל-Player FM, והשמע מוזרם ישירות מהשרתים שלכם. הירשמו כדי לעקוב אחר עדכונים ב-Player FM, או הדביקו את כתובת העדכונים באפליקציות פודקאסט אחרות.
Las criptomonedas - o criptoactivos - tienen el viento en popa desde hace unos meses. Cada vez son más los franceses que buscan comprar, vender y hasta especular sobre estas divisas digitales. RFI fue a su encuentro. En un elegante loft parisino, dos amigos intentan consolarse tras una caida repentina del valor del ether. Ambos han invertido en esta criptomoneda, ahora casi tan famosa como el bitcoin. "¡Lo sabía! No me siento bien", se lamenta Elliott, programador de software de 30 años. Su mejor amigo le responde: "Lo peor es que ya no aceptamos perder. Es por eso que acabamos perdiendo todo". Elliott descubrió el mundo de las criptomonedas hace cuatro años, cuando su antiguo jefe ingeniero propuso crear un sistema de intercambio de dinero basado en el bitcoin. "Él me llevó a probar y empecé invirtiendo 1.000 euros en el ether, la moneda cuya tecnología conocía mejor, y ese aporte fructificó. La ganancia fue mucho mayor que si hubiese dejado el dinero en mi cuenta de ahorros clásica", recuerda. Poco a poco el ingeniero informático comenzó a hacer trading. "Hoy en día, instalas una aplicación, transfieres dinero y se vuelve muy adictivo: lo primero que hago al despertar es mirar las cotizaciones”, dice. Sin revelar cuanto ha ganado a raíz de estas operaciones, afirma que podría incluso dejar de trabajar durante 10 años. La aplicación que ha usado se llama Binance y que cobra comisiones en acciones de trading. Es una casa de cambio online muy popular, que además tiene su propia divisa, el BNB. “Tenemos un modo light que permite comprar criptomonedas sin tener ningún conocimiento previo”, explica Luis Vaello responsable de la plataforma para la península Ibérica. Basta con registrarse y pagar con tarjeta o por transferencia bancaria para adquirir decenas y decenas de activos. Binance se puede usar como plataforma de trading pero también como espacio de ahorro. Dependiento de la moneda, los usuarios la pueden depositar y generar ingresos pasivos', detalla Vaello. Además, entrega a sus clientes una tarjeta de débito que permite pagar con las criptomonedas adquiridas. Francisca, una franco-colombiana de 31 años aprovecha para realizar ciertas compras con esta tarjeta. "Me dan un cash-back, o sea un incitativo. Por este jean, el comerciante recibió 100 euros y a mi me devolverán el 2% en la criptomoneda de Binance", explica, en frente de una tienda de ropas en París. El porcentaje de reembolso aumenta a medida que el usuario invierte. Regulación y libertad La cantidad de nuevos inversores, como Francisca, va en aumento. Según una encuesta publicada en febrero, el 14% de los franceses planea comprar criptomonedas. Uno de sus amigos se inscribió en Binance poco después de que el multimillonario empresario Elon Musk comprara 1.500 millones de dólares en bitcoin. “Grandes empresas empezaron anunciaron invertir en el bitcoin. Como hay mucha ganancia a uno le provoca hacer trading. Yo perdí más de lo que gané. Me dejé derrotar por ser principiante”, cuenta el usuario. Francisca dice haber notado que el trading de criptoactivos ha generado mucho estrés en sus amistades ya que muchos de ellos son extremadamente volátiles. “Muchos amigos se han metido sin conocimiento previo”. Por esa razón, la Autoridad de Mercados Financieros (AMF) francesa solo ha avalado a 10 proveedores de servicios de activos digitales en Francia. Uno de ellos es Coinhouse. Lejos del distrito financiero de París, esta empresa de inversiones tiene su propia sala de mercados. "En ella, nuestros asesores aconsejan a los clientes sobre el manejo de sus cuentas y no les recomendamos hacer trading, apunta David Fay-Manzo, analista de Coinhouse. Según él, las estadísticas muestran que el 95% de las personas que hacen este tipo de negociaciones bursátiles pierden. “Nuestra visión es de mediano a largo plazo. Estamos viendo como se va a desarrollar ese sistema. Su evolución es exponencial”, afirma el experto. El término “criptomoneda”, de hecho, no debería usarse, al menos no todavía. Se prefiere “criptoactivo”. “Porque nadie usa las criptomonedas como monedas, sino como reserva de valor”, apunta. A principios de 2021, el precio del bitcoin superó el del lingote de oro, llevando a muchos analistas a calificarlo de “oro digital”. ¿Una burbuja más? Coinhouse realiza una verificación de identidad detallada a todos sus clientes. Sobre todo a los que invierten grandes sumas. Esa es una de las exigencias de la AMF francesa. “En 2018, la Unión Europea tomó medidas regulatorias para prevenir el riesgo de anonimización y por ende de lavado de dinero o de financiamiento del terrorismo”, explica a RFI Ángela Cubillos, abogada en París y experta en nuevas tecnologías. La AMF valida ciertas empresas pero no puede controlar todas las plataformas en línea, cuya sede en muchos casos se encuentra en Asia. “Eso reposa en registros distribuidos a través del mundo”, dice. En Francia, todo particular debe declarar al fisco si tiene abierta una cuenta de criptoactivos. Las ganancias que generan tienen un impuesto del 30% si se retiran en euros. La experta apunta otro riesgo vinculado a muchas criptomonedas: el precio ecológico. Su minaje, es decir la operación computacional que se requiere para emitir estas divisas digitales, consume mucha energía. Se cree que el bitcoin en el mundo usa más electricidad que toda Argentina. El miedo a que la burbuja de criptoactivos estalle repentinamente mantiene a distancia a muchos inversores. Aunque no existen bolas de cristal para predecir algo así lo cierto es que hoy en día en Francia, un cuarto de la población considera que el bitcoin se convertirá en una de las monedas más usadas del futuro. “Es interesante pensar que gracias a ello podemos devolverle a la gente el control de su billetera y pasar por encima de los bancos y de su monopolio. Esto solo es el principio de la tecnología", dice Elliott al micrófono de RFI. Una semana después de la entrevista, nos anuncia que ha renunciado a su empleo para dedicarse a viajar. Un reportaje en París de Melissa Barra, con la producción técnica de Pierre Zanuto. Lista musical: SoulChef Ft. Declaime - Woke Up Making Money Talking Heads - This Must Be The Place Shalamar - Take That To The Bank Rival Consoles - Still Here Tears for fears - Everybody Wants To Rule The World

281 פרקים